Chile mejora índices de empleo femenino, pero se mantiene en 10% participación de mujeres en directorios

Fecha: 21-03-2022
Medio: El Mercurio

A pesar de haber avanzado en algunos indicadores, el país se posiciona en el puesto 31 de las 33 economías analizadas por el estudio, superando solo a México y Corea.

Un mayor desempleo femenino y una mayor proporción de mujeres que abandonan el mercado laboral debido a la pandemia por el covid-19 han producido un retraso en el progreso hacia la igualdad de género en el trabajo en al menos dos años, según describe un análisis realizado por PwC. El Women in Work Index 2022 de la consultora y auditora —que este año está cumpliendo su décima edición— buscó evaluar los resultados laborales de las mujeres en 33 países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

En el documento se detalla que después de una década de avances lentos pero constantes de las mujeres en el trabajo en todas las naciones del organismo, el Índice cayó por primera vez en su historia. El estudio basa sus resultados en cinco indicadores: la brecha salarial de género, la tasa de participación laboral femenina, la brecha entre las tasas de participación laboral femenina y masculina, la tasa de desempleo femenino y la tasa de empleo femenino a tiempo completo.

Índices en Chile
A nivel local, Chile muestra una mejora general en los indicadores respecto de la medición anterior. Por ejemplo, su índice de puntuación sube de 42,7 a 48, recuperando niveles prepandemia (2019), y la participación femenina en la fuerza de trabajo aumenta de 44,9% a 52,5%. Por otro lado, la participación de mujeres en directorios se mantiene en torno al 10%. 'La mejora de los indicadores se debe, en nuestra opinión, a la apertura de las organizaciones a favorecer el teletrabajo, la estabilidad del escenario país y la escasez de talento en general', explica Pablo Gómez, socio de People and Organization de PwC Chile.

A pesar de haber mejorado en algunos indicadores, nuestro país se mantiene en el puesto 31 de los 33 países analizados por el Índice, superando solo a México y Corea. Gómez sostiene que esto podría deberse a que 'las medidas desarrolladas por las organizaciones son paliativas frente al momento sanitario, pero no responden a cambios más profundos o culturales'. El Índice también establece un indicador denominado 'brecha de covid-19', que compara las pérdidas de empleo con el crecimiento del empleo proyectado antes de la pandemia, encontrando que en el mundo hay 5,1 millones más de mujeres desempleadas y 5,2 millones menos de mujeres participando en el mercado laboral de lo que sería sin una situación de pandemia.

El análisis de PwC estima, además, en cuánto se podría incrementar el PIB de cada país si las tasas de empleo femenino aumentaran hasta igualar las de Suecia, uno de los territorios mejor posicionados en el ranking, con una tasa de empleo femenino del 67%. En este punto destacan países con una participación femenina relativamente menor, como México, Chile e Italia, que acumularían las mayores ganancias potenciales en términos porcentuales (cerca del 30%). Por otro lado, aumentar el salario promedio de las mujeres para que coincida con el de sus homólogos masculinos generaría ingresos para ellas de más de US$ 2,1 mil millones por año en todos los países de la OCDE, es decir, un aumento del 20%.

Cierre de brechas
Por último, el estudio entrega algunas estimaciones de cuánto tiempo llevará cerrar las brechas y lograr la paridad de género entre hombres y mujeres en el mercado laboral a nivel global. Por ejemplo, proyecta que la tasa de participación femenina en la fuerza laboral demoraría 33 años para igualar la tasa actual del 80% de los hombres.

Por otro lado, la brecha en la tasa de participación de la fuerza laboral de mujeres y hombres tardaría 30 años para cerrarla, mientras que la tasa de desempleo femenino se demoraría nueve años para igualar el nivel actual de los hombres. Asimismo, la tasa de empleo femenino a tiempo completo ocuparía 67 años para igualar la proporción actual de empleados masculinos en empleo a tiempo completo. Por último, según el estudio, la desigualdad salarial de género tardaría 63 años para cerrar la brecha.

Contáctenos

Mabel González

Coordinadora de Comunicaciones Externas, PwC Chile

Tel: (56) 9 5687 0743

Síganos en