PREVENCIÓN, EL PRÓXIMO PASO DEL COMPLIANCE

Fecha: 29-12-2020
Medio: Diario Financiero

Dicen los expertos que a once años de la promulgación de la Ley de Responsabilidad Penal de las Personas Jurídicas, se observa una mayor capacidad de detección de incumplimientos. Pero falta avanzar hacia un enfoque menos reactivo en materia de compliance, aseguran.

Los especialistas coinciden: los sistemas de compliance en Chile deben evolucionar y entenderse como estrategias de prevención. Sin embargo, el socio de Seal Legal Forensics, Javier Tapia, advierte que en el país seguimos siendo más bien reactivos que proactivos, con una mirada legal y no ética. 'Esto quizás no es tan marcado en multinacionales, pero sí en compañías locales, donde los avances dependen de lo que hagan las autoridades y del miedo al castigo',explica.

Miguel Ángel Díaz, académico del Departamento de Control de Gestión y Sistemas de Información de la Facultad de Economía y Negocios de la U. de Chile, concuerda y añade que 'si bien el componente legal es clave, todo debe ser enfocado en prevenir actos de incumplimiento, por lo que debe nacer y estructurarse desde la gestión de riesgos', afirma.

Cultura de cumplimiento Tapia dice que, si se mide por áreas, la evolución ha sido muy dispar pues la Ley 20.393 sobre responsabilidad penal de las personas jurídicas permitió un avance en ciertas materias asociadas a algunos delitos, pero lo hizo bajo un modelo que no ha fomentado una verdadera cultura de cumplimiento.

'Distinto ha sido en materia de libre competencia, donde tanto el TDLC como la FNE han dado lineamientos que se acercan mucho más a este último enfoque, pero aún no han sido totalmente adoptados por las compañías de forma adecuada', asegura.

Edgardo Durán, gerente senior de Servicios Forenses y de Integridad de EY, cree que si bien en un inicio las empresas no vieron la relevancia de adherirse a lo establecido en la Ley 20.393, 'desde que se incluyeron los delitos de negociación incompatible y administración desleal, entre otros, se ve una preocupación adicional de cumplir con la normativa, desde una mirada de gestión de riesgos, más que de cumplimiento en el papel'.

En este sentido, Luis Hernán Vicente, director Legal & Compliance en Fundación Chile, comenta que ha habido una evolución, aunque queda por avanzar: 'Muchas empresas adoptaron modelos de prevención de delitos para cumplir con los requisitos que contemplaba la Ley 20.393, pero de una manera meramente formal para intentar reducir los potenciales riesgos en estas materias. Sin embargo, con el tiempo las políticas y procedimientos dejaron de permanecer en las estanterías y pasaron a ser herramientas de aplicación permanente'.

¿Qué sucede en el ámbito legal? Lorena Izquierdo, gerente de Servicios Forenses en PwC Chile, indica que la normativa de compliance en Chile ha ido evolucionando, pero es todavía relativamente joven en comparación con otros países. 'Tenemos una buena legislación, que implica mayor transparencia y competencia entre las empresas y también hace un ‘rayado de cancha’ en el comportamiento que se espera de ellas. Pero, como todo cambio y transformación, existe una curva de aprendizaje', asevera, explicando que con la puesta en marcha de la ley y con el perfeccionamiento de las herramientas de detección, se han mejorado las condiciones que permiten identificar estos casos y sacarlos a la luz pública.

El Mercurio

Contáctenos

Síganos en