Luz, cámara y... acción penal tributaria

Francisco Selamé Socio líder Área Legal y Tributaria PwC Chile.

El año 2015 un Ministro de la Corte Suprema recién designado en su cargo, manifestó en una primera entrevista, su decepción por el trabajo investigativo de los fiscales que integran el Ministerio Público, tratándose de la comisión de delitos comunes, respecto de los cuales él se consideraba una víctima más, contrarrestándolo con el aparente interés de ese organismo en la persecución de aquellos delitos de connotación pública o mediática.

Por otra parte, existe relativo consenso en el Derecho Comparado que la mediatización de los procesos penales, que va mucho más allá que el carácter público de los mismos, atenta contra los derechos de la personalidad y el debido proceso y es un elemento distorsionador en la búsqueda de la verdad y la justicia. En efecto, en muchos casos el manejo sesgado de la información y su divulgación por los medios de comunicación masiva, producen juicios paralelos respecto de los cuales puede resultar a los jueces difícil desentenderse.

Frente a esta situación es legítimo preguntarse cuánta luz y cámara ganaría el ejercicio de la acción penal en materia tributaria por el Ministerio Público, y si en definitiva esa luz y cámara serían compatibles con los fines recaudatorios del derecho tributario y con las garantías procesales que deben asegurarse a los contribuyentes en un moderno Estado de Derecho.


Fecha: 05-07-2017
Medio: El Mercurio

CARLOS VERGARA Socio del área Legal y Tributaria de PwC Chile
CARLOS VERGARA Socio del área Legal y Tributaria de PwC Chile
CARLOS VERGARA Socio del área Legal y Tributaria de PwC Chile
La puesta en marcha de un nuevo régimen impositivo demandará a los contribuyentes y asesores un acabado conocimiento del tema.
Las pirámides de Giza se construyeron por los campesinos pobres que no podían pagar tributos en dinero. En Francia medieval la corvée obligaba a los vasallos a aportar su trabajo al señor feudal y actualmente un decreto en Venezuela exige realizar labores agrícolas gratuitamente.

El Estado liberal sustituyó esta imposición arcaica y vejatoria por un impuesto al trabajo. Sin embargo, bajo este mecanismo las personas continúan indirectamente laborando para el Estado, lo que llevó a Tolstoi a considerarlo una forma moderna de esclavitud.

En Estados Unidos existe el Tax Freedom Day , que marca el día exacto del año en que un contribuyente, habiendo trabajado lo suficiente para pagar sus impuestos, comienza a hacerlo exclusivamente para sí.

En Chile deberíamos celebrar la próxima rebaja del impuesto, un aspecto muy positivo de la reforma.
La tendencia de los países desarrollados a bajar los impuestos, apesar de su importante gasto público, ha encontrado en líderes tan dispares como el Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y al mandatario francés, Emmanuel Macron, un renovado impulso. No hay que ser muy perspicaz para percibir que los impuestos no los pagan las empresas sino las personas, y que cuando se suben, la carga se reparte entre los tenedores del capital, los trabajadores y los consumidores y, en consecuencia, se afecta la inversión, los precios y las remuneraciones reales. Resulta paradoja! que ante esta evidencia. personas ilustradas se opongan con tanta vehemencia a la simple idea de bajar impuestos a las empresas en Chile, como si con esto despertaran la ira de sus dioses.

Contact us

Marketing y Comunicaciones

Chile, PwC Chile

Síganos