¿Fin al FUT?

Ernesto Ríos

Germán Campos, socio departamento impuestos de PwC Chile.

Con la dictación de la Ley 20.899 de simplificación del sistema se modificaron muchas normas, entre otras aquellas que mantenían "congelado" el FUT; y ahora sus saldos y créditos se incorporan al sistema parcialmente integrado al1 de enero del año 2017.

En el primer proyecto de ley de reforma tributaria y, posteriormente, en la Ley 20.780 de 2014, la idea subyacente era eliminar el sistema de tributación de empresas y sus dueños, en base a los repartos de utilidades o dividendos que hicieran, que comúnmente se conoce a través del nombre registro tributario para controlar las utilidades tributarias gravadas con impuestos finales o Fondo de Utilidades Tributarias (FUT).

Al cambiar del sistema de aplicación de impuestos finales a base de pagos de retiros de utilidades o dividendos de las empresas, se difería la aplicación de los impuestos de los dueños al momento del pago de estas cantidades, y el sistema de renta atribuida era su opuesto. En efecto, esta última opción aplica los impuestos finales con prescindencia del retiro efectivo de la utilidad o dividendo de la empresa.

A través de la Ley 20.780 se informaba que el sistema FUT había llegado a su fin. Pero, ¿es tan cierto que el sistema de aplicación de impuestos finales ha muerto?

Al revisar la Ley 20.780, el control de los saldos del FUT y Fondo de Utilidades No Tributables (FUNT) quedaba, de alguna manera, "congelado" en su aplicación, ya que se le daba preferencia generalmente al retiro de las utilidades tributables nuevas generadas en el "nuevo" sistema denominado parcialmente integrado, en la que el crédito de impuesto de primera categoría quedaba limitado a solo un 65%. Es decir, el FUT seguía "vivo" pero "congelado" en su uso efectivo, pues las utilidades tributarias y créditos solo podían usarse una vez agotadas las rentas del sistema nuevo y aquellas utilidades financieras en exceso de las tributarias.

Con la dictación de la Ley 20.899 de simplificación del sistema, se modificaron muchas normas, entre otras aquellas que mantenían "congelado" el FUT; y ahora sus saldos y créditos se incorporan al sistema parcialmente integrado al 1 de enero del año 2017.

No obstante, el FUT que conocimos hasta este año se simplifica y desestructura, ya que los saldos totales pasan a formar parte de las cantidades afectas en el registro especial de aquellos contribuyentes acogidos al artículo 14, letra B, número 2, de la letra a), y sus créditos simplifican su cómputo al llevarlos a una tasa promedio de crédito.

Adicionalmente, para este grupo de contribuyentes, el crédito del impuesto de primera categoría que proviene del registro FUT pasará a usarse, en primer lugar y con preferencia, a aquellos que se generen a partir del año 2017 en adelante y que tengan un crédito parcial, excepto para ciertos contribuyentes extranjeros.

En cuanto a aquellos contribuyentes acogidos a las normas del artículo 14, letra A, de la Ley de la Renta, o sistema de renta atribuida, a partir del año 2017 pagarán sus impuestos finales con la renta atribuida al cierre del año. No obstante, si se efectúan repartos de utilidades que excedan los registros señalados en la ley, deberán imputarse a aquellas cantidades provenientes del antiguo sistema de FUT (Fondo de Utilidades Tributarias).

Después de analizar estos cambios, ¿podemos realmente confirmar que el FUT ha muerto?

Fecha: 2016-04-15
Medio: El Mercurio

Contact us

Diego García

Coordinador de Comunicaciones

Síganos