Clarividencia impositiva

Ernesto Ríos

Fecha: 26-01-2018
Medio: El Mercurio 

Francisco Selamé, socio de PwC Chile.

En uno de los cuadros más originales y provocativos de René Magritte se observa a un artista en pleno trabajo pictórico. El pintor está sentado frente a un lienzo y mientras observa como modelo de su obra un huevo que se halla en una mesa colindante frente a él, pinta, sin embargo, un pájaro con las alas desplegadas.

Siguiendo el ejemplo del surrealista belga, es tiempo que el legislador se anticipe y haga cargo de los grandes temas tributarios futuros, de manera de evitar los problemas que gravemente podrían afectar nuestro sistema impositivo. Una ley moderna debe considerar entre otros, los avances de la economía de la colaboración, el desarrollo inminente de la inteligencia artificial y las criptomonedas, pero también el interés creciente por la filantropía, la función social de la actividad empresarial, la defensa real del medio ambiente, una judicatura especializada e imparcial y el control efectivo de la elusión y evasión fiscal. La nula, escasa o anacrónica regulación de estas materias no guarda relación con el desarrollo actual del Derecho en Chile.

Después de tantos intentos y lamentables errores, dejemos de mirar al huevo, y como el pintor de Magritte, cultivemos una mayor clarividencia impositiva.

 

Cuando nuestro premio nacional de Arte Israel Roa retrató en su pintura "18 de septiembre" la celebración popular de esta fiesta, nos transmitió, como buen exponente del expresionismo, una sensación de desenfado, despreocupación y alegría.

Lo cierto es que sumado a todo el contenido que ya tiene esta celebración y del cual en parte se hace cargo nuestro pintor, debe sumársele su gran significación tributaria y su importante efecto recaudatorio.

Mayor tributación a la renta por los aguinaldos y los infaltables gastos rechazados, porque las celebraciones no generan renta sino para el erario. Mayor recaudación de IVA por el incremento del consumo desde los volantines, la ropa huasa, la carne y las empanadas, y del impuesto a las bebidas que grava al pisco, al pipeño, a la chicha y a la granadina.

Así las cosas, solo falta una cueca que celebre y engalane la fiesta del fisco.
Clarividencia impositiva

Contact us

Marketing y Comunicaciones
Chile, PwC Chile
Email

Síganos