Consolidación fiscal y operaciones financieras derivadas

A partir del ejercicio fiscal de 2005 el régimen de consolidación fiscal regresa al 100%. Esto ha generado un gran interés por parte de los contribuyentes, ya que representa grandes beneficios para los consorcios grandes y medianos que por motivos operacionales deben manejar sus negocios a través de distintas empresas.

Asimismo, efectuar parte de sus operaciones financieras mediante la figura jurídica denominada “Operaciones financieras derivadas”, se ha convertido en algo importante para las empresas, ya que en muchos casos esto ha demostrado ahorros sustanciales, sobre todo en momentos donde no existe estabilidad en los mercados financieros o cuando no se puede predecir si existirán movimientos bruscos a futuro en los diversos mercados.

En PwC contamos con un equipo técnico altamente especializado que podrá apoyarlo en cualquier momento para implementar este tipo de operaciones en su empresa o para asesorarlo en cualquier asunto que usted esté interesado.